Rootear un OnePlus 3

OnePlus 3 es un teléfono inteligente Android lanzado en junio de 2016, pensado para los desarrolladores. Pese a su bajo costo, el equipo cuenta con 6GB de RAM y 64GB de almacenamiento, una resolución de 1080×1920, NFC, USB-C y muchas otras características premium para su época, las que junto con varios años de soporte, los que le permitieron conocer Android desde la versión 6 «Marshmallow» a la 9 «Pie», ¡y sigue con cuerda para harto rato más! Es por ello que hoy procederemos a rootearlo.

¿Qué es rootear?

Rootear es un proceso que se realiza a los teléfonos Android para ganar la capacidad de modificar los archivos del sistema. Antiguamente, cuando los equipos eran más limitados y los software menos desarrollados, era un proceso bastante frecuente que permitía sacarle más provecho a nuestors equipos. Dentro de los beneficios que presenta se encuentran el eliminar el «bloatware» (aplicaciones basura instaladas de fábrica) y poder acceder a todos los componentes tanto de software como hardware (por ejemplo, sacar más provecho al chip NFC).

Requisitos previos

Para proceder necesitaremos contar con un computador al que conectar el teléfono por USB. No importa el sistema operativo, ya que las herramientas a usar (fastboot y ADB) están disponibles tanto para Windows como Linux y MacOS.

Descarguemos primero los archivos necesarios:

  • Herramientas fastboot/adb (desde Google Developers)
  • Imagen de la partición de recuperación TWRP (desde el sitio de TWRP)
  • Magisk (desde GitHub).

Además de ello, debemos habilitar las herramientas de desarrollador en el dispositivo. Esto se hace dentro de la aplicación ajustes, en donde sale la versión del sistema instalada. Ahí encontraremos el número de la compilación, el cual después de tocarlo unas aprox 10 veces habilitará la opción de desarrollador dentro de los ajustes.

Aprovecha ahora de copiar el archivo Magisk.apk que descargaste a la memoria del teléfono. ¡Recuerda renombrarlo a Magisk.zip antes de transferirlo!

Si somos usuarios de Windows, también está la posibilidad de usar el «OnePlus3/3T Unified ToolKit» que incluye todas las herramientas. Su última versión es la v5.0U, que puedes bajar desde aquí.


*Captura de pantalla del ToolKit*

Desbloqueemos el Bootloader – El regalo de OnePlus

OnePlus empezó como una compañía enfocada en los desarrolladores, por lo que el proceso de desbloqueo del bootloader no se encuentra frenado por solicitudes que debamos hacer a la compañía a diferencia de Xiaomi u otras empresas del rubro. Esto nos da mayor facilidad y quita tiempos de espera innecesarios para poder proceder a la modificación del software del dispositivo.

Este desbloqueo nos permitirá modificar la memoria interna del dispositivo y flashear nuevas imágenes a las particiones como lo es TWRP en la de recovery o una custom ROM en la del sistema. Lamentablemente, debemos recordar, este paso elimina los datos del dispositivo por lo que debes respaldarlos antes de empezar.

El primer paso es activar el «Desbloqueo de OEM». Para ello, abrimos la aplicación de ajustes y bajo la opción de desarrollo activamos la opción «Desbloqueo de OEM».

Para proceder, colocaremos nuestro teléfono en modo fastboot. Esto se consigue apagando el teléfono y al momento de encenderlo, mantener presionados el botón de subir volumen más el de encendido hasta que aparezca «fastboot» en pantalla.

Conectamos ahora el equipo al computador y abrimos una ventana del terminal donde escribiremos «fastboot devices». Aparecerá un listado con todos los equipos conectados. Si nuestro OnePlus 3 aparece (saldrá una especie de número de serie), podemos proceder con el siguiente código «fastboot oem unlock», el cual BORRARÁ todos los datos del teléfono. Ahora en la pantalla del celular se nos pedirá confirmar. Con los botones de volumen cambiamos la opción y dejamos destacada en azul la de «Unclock the bootloader» y presionamos el botón de encendido para seleccionarla. El teléfono se reiniciará con el bootloader desbloqueado y procederá a formatear los datos internos.


*Captura de pantalla de fastboot indicando estado «desbloqueado»*

Instalemos TWRP – Nuestro nuevo «Recovery»

Ahora vamos a modificar la partición de recuperación del sistema. TWRP es un software destacado en el área Android por su versatilidad y mayores prestaciones respecto a los integrados por los fabricantes. Desde TWRP podemos modificar las otras particiones, vaciar la caché, instalar paquetes y realizar respaldos tanto del sistema completo como de áreas específicas como la partición EFS que contiene datos únicos como el IMEI del equipo.

Para proceder, colocaremos nuestro teléfono nuevamente en modo fastboot. Esto se consigue apagando el teléfono y al momento de encenderlo, mantener presionados el botón de subir volumen más el de encendido hasta que aparezca «fastboot» en pantalla.

Con el teléfono conectado al computador, en la misma ventana de terminal previa escribimos el comando «fastboot flash recovery recovery.img» (el archivo de recovery.img puede tener otro nombre, o renombras el archivo o cambias el nombre en el comando).

Al terminar de cargar vamos a iniciar TWRP, nuestro nuevo modo de recuperación. Para ello apagamos el teléfono y lo encendemos manteniendo presionado el botón de disminución de volumen más el de encendido, hasta que aparezca el logo de OnePlus en pantalla.


*Captura de pantalla de TWRP*

Hora de rootear

Hoy en día rootear es más fácil que antes. En el pasado se solía hacer con SuperSU, una modificación directa del sistema a nivel de su partición de datos que requería de frameworks como Xposed para instalar módulos. Gracias a Google, en Android Marshmallow se introdujeron mejores de seguridad que informan a las aplicaciones de que el sistema se encuentra modificado y por ende es inseguro (la API SafetyNet).

Pero nosotros usaremos Magisk, un método systemless que modifica «al vuelo» los archivos del sistema requeridos, sin tocar la partición del sistema. Esto nos permite ejecutar aplicaciones como Google Pay, Netflix y Pokemon Go sin alertas o bloqueos por haber modificado el sistema. Magisk además incluye su propio gestor, por lo que configurarlo sin necesidad de instalar frameworks lo vuelven mucho más amigable con los usuarios.

Continuando desde el paso anterior, en TWRP vamos a apretar la opción WIPE, Advance Wipe y seleccionamos la partición caché, la cual procederemos a limpiar. Una vez listo, regresamos al menú inicial de TWRP y apretamos sobre Install, y seleccionamos el archivo magisk.zip que habíamos copiado antes de iniciar todo el proceso. Al instalarlo tendremos las herramientas listas en el sistema. ¡Podemos reiniciarlo y tendremos la app de Magisk disponible!

A continuación abre la app de Magisk y aprieta en el ícono del engranaje arriba a la derecha. Activa la opción de MagiskHide (para que las apps no sepan que tienes rooteado el dispositivo) y regresa a la pantalla de inicio. Ahora selecciona «Revisar SafetyNet» y el sistema debiera decirte que pasó exitosamente la prueba. ¡Así podrás usar apps como Netflix sin problemas!


*Captura de pantalla de Magisk y checkeo de SafetyNet*

¿Quieres confirmar si quedó rooteado? Puedes bajar Root Checker desde la PlayStore y comprobar si tiene acceso root al sistema.


*Captura de pantalla de Root Checker indicando que el rooteo fue exitoso*

Otros pasos

Dentro de las posibilidades que nos da TWRP se encuentran los respaldos del sistema (Nandroid Backup). Antes de proceder debemos tener el teléfono SIN PIN de acceso, ya que al restaurar el respaldo no nos permitirá iniciarlo. Este respaldo incluye el estado de la ROM del sistema con los cambios realizados (si no hemos realizado cambios, será similar a la ROM stock del fabricante).

TWRP también nos permite instalar sistemas operativos personalizados (ROMs no oficiales) que pueden venir ya rooteadas o con personalizaciones especiales acordes a los gustos de sus grupos de desarrolladores. Estas compilaciones se basan en núcleos (kernels) liberados o extraídos de versiones oficiales para poder ejecutarse sobre determinados equipos.

Entre estas ROMs destacan LineageOS (y antes CyanogenMod), una versión de Android «pura» que busca mantener vigentes nuestros dispositivos; y Kali NetHunter, orientada a la seguridad informática y dotada con herramientas para probar la seguridad de nuestros sistemas.

Si queremos regresar el sistema a estado de fábrica, podemos bajar el firmware del fabricante (la última versión oficial es OxygenOS 9.0.6) e instalarlo con TWRP..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.